Saltar al contenido

Fachadas de monocapa y piedra: sistemas de aplicación

Bestseller No. 1
Rugoplast - Pintura revestimiento especial fachadas Rugo Stone Colores ideal...
  • Termoestable, impermeable, elástico y transpirable
  • Gran capacidad de protección del las fachadas
  • Repelente a la suciedad

Aplicación de mortero monocapa

Las fachadas de monocapa son una opción muy popular en la construcción de edificios y viviendas. Este tipo de revestimiento se caracteriza por ser un sistema de aplicación en una sola capa, lo que lo hace más rápido y eficiente en comparación con otros métodos tradicionales.

La aplicación del mortero monocapa se realiza sobre la superficie en bruto de la obra, es decir, sobre el muro o pared sin ningún tipo de acabado previo. Esto permite que el mortero se adhiera de manera óptima y garantice una mayor durabilidad y resistencia.

Superficie en bruto

Antes de aplicar el mortero monocapa, es importante asegurarse de que la superficie en bruto esté limpia y libre de polvo, grasa o cualquier otro tipo de contaminante. Esto se puede lograr mediante la limpieza con agua a presión o mediante el uso de productos específicos para eliminar la suciedad.

Además, es necesario reparar cualquier tipo de grieta o fisura que pueda existir en la superficie. Esto se puede hacer utilizando un mortero de reparación o un sellador adecuado.

Base de mortero

Una vez que la superficie en bruto esté lista, se procede a aplicar una capa de mortero base. Esta capa tiene como objetivo nivelar la superficie y proporcionar una base sólida para la aplicación del mortero monocapa.

El mortero base se aplica utilizando una llana o una paleta, extendiéndolo de manera uniforme sobre la superficie. Es importante asegurarse de que la capa de mortero base tenga un espesor adecuado para garantizar una correcta adhesión del mortero monocapa.

Descubre más  ¿Cuánto cuesta construir una casa en España en 2023? - Precios actualizados

Limpieza y mantenimiento

Una vez que el mortero monocapa esté seco, es importante realizar una limpieza adecuada para eliminar cualquier tipo de residuo o mancha que pueda haber quedado en la superficie. Esto se puede hacer utilizando agua a presión o vapor.

Además, es recomendable realizar un mantenimiento regular de la fachada de monocapa para garantizar su buen estado y prolongar su vida útil. Esto incluye la limpieza periódica con agua a presión o vapor, así como la reparación de posibles daños o grietas que puedan aparecer con el tiempo.

Colocación de piedra triturada

La colocación de piedra triturada es otra opción muy utilizada en la construcción de fachadas. Este tipo de revestimiento proporciona un aspecto rústico y natural a la fachada, además de ofrecer una mayor resistencia y durabilidad.

Sobre la base de mortero

Para colocar la piedra triturada sobre la fachada, es necesario contar con una base de mortero previamente aplicada. Esta base tiene como objetivo proporcionar una superficie sólida y nivelada para la colocación de la piedra.

La piedra triturada se coloca sobre la base de mortero utilizando una llana o una paleta, asegurándose de que quede bien adherida y nivelada. Es importante tener en cuenta el tamaño y la forma de las piedras para lograr un aspecto estético y uniforme.

Proyección sobre el mortero húmedo

Otra opción para la colocación de piedra triturada es proyectarla directamente sobre el mortero húmedo. Este método se utiliza principalmente en fachadas de grandes dimensiones o en casos donde se requiere una mayor rapidez en la instalación.

La proyección de la piedra triturada se realiza utilizando una máquina especializada que dispara la piedra a alta velocidad sobre el mortero húmedo. Esto garantiza una correcta adhesión y un acabado uniforme.

Descubre más  Techos con vigas de hierro vistas: Guía de instalación

Limpieza y mantenimiento

Al igual que en el caso de las fachadas de monocapa, la limpieza y el mantenimiento de las fachadas de piedra triturada son fundamentales para garantizar su buen estado y prolongar su vida útil.

La limpieza se puede realizar utilizando agua a presión o vapor, asegurándose de eliminar cualquier tipo de suciedad o mancha que pueda haber quedado en la superficie. Además, es importante revisar regularmente la fachada y reparar cualquier tipo de daño o grieta que pueda aparecer con el tiempo.

Tanto las fachadas de monocapa como las fachadas de piedra triturada son opciones muy populares en la construcción de edificios y viviendas. Ambos sistemas de aplicación ofrecen una serie de ventajas en términos de durabilidad, resistencia y estética.

La aplicación del mortero monocapa se realiza sobre la superficie en bruto de la obra, utilizando una base de mortero para garantizar una correcta adhesión. Por otro lado, la colocación de piedra triturada se puede hacer sobre una base de mortero o proyectándola directamente sobre el mortero húmedo.

En ambos casos, es fundamental realizar una limpieza y un mantenimiento adecuados para garantizar el buen estado de la fachada a lo largo del tiempo. Esto incluye la limpieza periódica con agua a presión o vapor, así como la reparación de posibles daños o grietas que puedan aparecer.

Las fachadas de monocapa y piedra triturada son sistemas de aplicación muy utilizados en la construcción, que ofrecen una serie de ventajas en términos de durabilidad, resistencia y estética. Con un adecuado cuidado y mantenimiento, estas fachadas pueden lucir impecables durante muchos años.