Saltar al contenido

Como tapar el gotelé sin quitarlo: técnicas fáciles

El gotelé es una técnica de decoración de paredes que consiste en aplicar una capa de pintura con una textura granulada. Aunque en su momento fue muy popular, hoy en día muchas personas prefieren tener paredes lisas. Sin embargo, quitar el gotelé puede ser un proceso complicado y costoso. Afortunadamente, existen técnicas fáciles para tapar el gotelé sin tener que quitarlo. En este artículo, te mostraremos cómo hacerlo paso a paso.

RebajasBestseller No. 1
Bruguer Masilla Grietas Profundas Blanco 500 gr
  • Masilla blanca para reparar grietas y fisuras. Repintable y agujereable
  • Recomendado para gran variedad de superficies como yeso, ladrillo, piedra y cemento. No se debe utilizar debajo del agua
  • Lista para usar en interiores y exteriores

Utilizar pasta cubregotelé

Una de las opciones más prácticas para tapar el gotelé sin quitarlo es utilizar pasta cubregotelé. Esta pasta está especialmente diseñada para cubrir la textura granulada del gotelé y dejar una superficie lisa lista para pintar.

Una opción práctica

La pasta cubregotelé es una opción práctica porque se aplica directamente sobre la pared sin necesidad de quitar el gotelé. Esto ahorra tiempo y esfuerzo, ya que no es necesario raspar ni lijar la superficie antes de aplicar la pasta.

Disponible en tiendas de bricolaje

La pasta cubregotelé se puede encontrar en tiendas de bricolaje y viene en diferentes presentaciones, como en polvo o en pasta lista para usar. Es importante seguir las instrucciones del fabricante para preparar y aplicar correctamente la pasta.

Aplicar la pasta con un rodillo

Una vez que tengas la pasta cubregotelé lista, puedes aplicarla sobre la pared utilizando un rodillo. Es importante utilizar un rodillo de pelo largo para asegurarte de que la pasta se distribuya de manera uniforme.

Descubre más  Tunear cocinas antes y después: 14 trucos para renovar sin obras

Consejos para una aplicación uniforme

Para obtener una aplicación uniforme de la pasta cubregotelé, es recomendable trabajar en secciones pequeñas de la pared. Aplica la pasta en movimientos verticales y luego en movimientos horizontales para asegurarte de cubrir toda la superficie.

Evitar excesos de pasta

Es importante evitar aplicar demasiada pasta cubregotelé, ya que esto puede hacer que la superficie quede abultada y poco estética. Si ves que hay excesos de pasta, retíralos con una espátula antes de que se sequen.

Alisar la pasta con una llana o espátula especial

Una vez que hayas aplicado la pasta cubregotelé con el rodillo, es necesario alisarla para obtener una superficie lisa. Para esto, puedes utilizar una llana o espátula especial para alisar paredes.

Técnica para obtener una superficie lisa

Para obtener una superficie lisa, pasa la llana o espátula sobre la pasta cubregotelé en movimientos suaves y uniformes. Trabaja en secciones pequeñas y asegúrate de alisar toda la superficie de la pared.

Recomendaciones para un acabado profesional

Si quieres obtener un acabado profesional, es recomendable utilizar una llana de acero inoxidable, ya que esto facilitará el alisado de la pasta cubregotelé. Además, asegúrate de mantener la llana o espátula limpia para evitar que se acumule pasta y afecte el resultado final.

Lijar la pared después de aplicar la pasta

Una vez que hayas alisado la pasta cubregotelé, es necesario lijar la pared para obtener una superficie suave y lista para pintar. Utiliza papel de lija de grano fino y realiza movimientos suaves y circulares sobre la superficie.

Consejos para un lijado efectivo

Para un lijado efectivo, es recomendable utilizar una lijadora eléctrica. Esto facilitará el proceso y te ayudará a obtener un resultado más uniforme. Recuerda lijar toda la superficie de la pared para eliminar cualquier imperfección.

Descubre más  Cocinas de lujo con isla: características y diferencias

Preparar la superficie para la pintura

Después de lijar la pared, es importante limpiarla para eliminar el polvo y cualquier residuo de pasta cubregotelé. Utiliza un paño húmedo para limpiar la superficie y asegúrate de que esté completamente seca antes de aplicar la pintura.

Aplicar una segunda capa de pasta si es necesario

En algunos casos, puede ser necesario aplicar una segunda capa de pasta cubregotelé para obtener una cobertura completa. Esto dependerá del grosor del gotelé original y de la textura deseada.

Evaluar la cobertura deseada

Antes de decidir si es necesario aplicar una segunda capa de pasta, evalúa la cobertura deseada. Si aún se pueden ver restos del gotelé a través de la primera capa de pasta, es recomendable aplicar una segunda capa para obtener un resultado más uniforme.

Recomendaciones para un resultado óptimo

Si decides aplicar una segunda capa de pasta cubregotelé, asegúrate de lijar la superficie nuevamente después de que la primera capa esté completamente seca. Esto ayudará a obtener una superficie aún más lisa y preparada para la pintura.

Aplicar imprimación antes de pintar

Antes de pintar la pared, es recomendable aplicar una capa de imprimación. La imprimación ayudará a sellar la superficie y a mejorar la adherencia de la pintura.

Preparar la superficie para la pintura

Antes de aplicar la imprimación, asegúrate de limpiar la superficie de cualquier residuo de polvo o suciedad. Utiliza un paño húmedo y deja que la superficie se seque completamente antes de aplicar la imprimación.

Consejos para una buena adherencia de la pintura

Aplica la imprimación utilizando un rodillo de pelo corto o una brocha, asegurándote de cubrir toda la superficie de la pared. Deja que la imprimación se seque completamente antes de aplicar la pintura final.

Descubre más  Papel pintado menos de 10 euros: encuentra los mejores precios

Tapar el gotelé sin quitarlo es posible utilizando pasta cubregotelé. Aplica la pasta con un rodillo, alísala con una llana o espátula especial, lija la pared, aplica una segunda capa si es necesario y finalmente aplica imprimación antes de pintar. Siguiendo estos pasos, podrás obtener una superficie lisa y lista para decorar según tus gustos.

RebajasBestseller No. 1
Bruguer Masilla Grietas Profundas Blanco 500 gr
  • Masilla blanca para reparar grietas y fisuras. Repintable y agujereable
  • Recomendado para gran variedad de superficies como yeso, ladrillo, piedra y cemento. No se debe utilizar debajo del agua
  • Lista para usar en interiores y exteriores
RebajasBestseller No. 2
fischer SCLM - masilla pared blanca Repara Paredes para tapar agujeros y...
  • 🏠 Ideal para reparaciones: Nuestra pasta reparadora pared es perfecta para tapar grietas y abolladuras en hormigón,...
  • 🎨 Resultados profesionales: Gracias a su espátula integrada, nuestra pasta reparadora de muros permite obtener...
  • 💪 Resistente al clima: Esta masilla exterior impermeable es apta para uso interno y externo, sin verse afectada por...
Bestseller No. 3
SikaWall-303 Fibers Plus, Masilla acrílica reforzada con fibras lista para su...
  • Puenteo de fisuras y pequeñas reparaciones en superficies porosas
  • MULTIUSOS: Es adecuado para aplicaciones en interior, para rellenos sobre yeso, hormigón, mortero, pinturas antiguas
  • RENDIMIENTO: Reforzada con fibras de vidrio lista para su uso, se puede lijar pasadas 24 horas
Bestseller No. 4
Gubra GRE011 Muro Francés Bote 250 g
  • Marca: Gubra
  • Material: masilla de pared, listo para usar
  • Adecuado para rellenar y reparar grietas, grietas y agujeros en paredes y techos